Por: Fotos: Ni Una Menos Bolivia

El lema que nos une al movimiento internacional para el 8 de marzo es “Si mi vida no vale, produzcan sin mí”. En esta frase confluyen diversas cuestiones. Por un lado, una denuncia de cómo la violencia machista y la violencia feminicida nos sigue matando todos los días. Por otro lado, una denuncia dirigida al Estado y a las sociedad en general por permitir que nos sigan maltratando, violentando y matando sin que exista una evidente preocupación por “cuidar” nuestras vidas como ciudadanas que somos. Y, finalmente, para evidenciar la relación intrínseca entre el sistema patriarcal de opresión y dominación y el sistema capitalista de explotación: no les importa nuestras vidas pero nos quieren como trabajadoras sexuales, domésticas y fabriles.La gran complejidad de la confluencia de los sistemas de opresión, dominación y explotación.

Entre otras cuestiones, nosotras paramos:

  • Porque el sistema patriarcal capitalista considera que nuestras vidas no valen.
  • Porque los violentos siguen trabajando impunes en sus empresas.
  • Porque nosotras tenemos que ser aisladas de la sociedad para “protegernos”: dejar nuestro trabajo,nuestra casa, nuestra vida.
  • Porque nuestro salario es al menos 20% menor que el de los hombres, aún cuando estemos más capacitadas o tengamos el mismo puesto.
  • Porque el trabajo que realizamos en nuestras casas aún no es reconocido.

¡Tiembla #Patriarcado!

Toda la información sobre el #8M en el evento de Facebook de Ni Una Menos Bolivia