Por: Fotos: Gala Abramovich

La Ley Lohana Berkins declara la emergencia laboral, prohibiendo el despido de trabajadorxs trans y travestis por un periodo de 18 meses y dispone la reincorporación de lxs mismxs despedidxs en los últimos 3 años del Estado Nacional; la reserva del 1,5 por ciento de los puestos del sector público nacional para este colectivo, la institución de un sistema de becas de capacitación con el objetivo de ser empleadxs efectivamente al concluir la formación, y la creación de un programa de sensibilización sobre discriminación por identidad y/o expresión de género destinado a la administración pública y las empresas privadas.

El 91 por ciento de las personas trans y travestis no tiene trabajo registrado, el 82 por ciento atribuye las dificultades para acceder a un empleo formal, a la discriminación por identidad y/o expresión de género. Otros datos marcan que un 45 % ejerce el trabajo sexual o está en situación de prostitución; superando el 85 por ciento en el caso de las mujeres y feminidades trans y travestis. El 64 por ciento no tiene cobertura de salud, el 58 % ha sido víctima de violencia institucional por parte de las fuerzas policiales, y la expectativa de vida para esta comunidad es de apenas 36 años de edad. La diputada nacional del Frente para la Victoria (FpV) Gabriela Estévez presentará este jueves 8 de noviembre en la Cámara de Diputadxs la ley nacional Lohana Berkins de Inclusión Laboral Formal Trans y Travesti.

Será a las 17, en la Sala 3, Piso 2, Anexo “A” de la Honorable Cámara de Diputadxs de la Nación. La Ley Lohana Berkins declara la emergencia laboral, prohibiendo el despido de trabajadorxs trans y travestis por un periodo de 18 meses y dispone la reincorporación de lxs mismxs despedidxs en los últimos 3 años del Estado Nacional; la reserva del 1,5 por ciento de los puestos del sector público nacional para este colectivo, la institución de un sistema de becas de capacitación con el objetivo de ser empleadxs efectivamente al concluir la formación, y la creación de un programa de sensibilización sobre discriminación por identidad y/o expresión de género destinado a la administración pública y las empresas privadas.

La Ley Lohana Berkins declara la emergencia laboral, prohibiendo el despido de trabajadorxs trans y travestis por un periodo de 18 meses y dispone la reincorporación de lxs mismxs despedidxs en los últimos 3 años del Estado Nacional; la reserva del 1,5 por ciento de los puestos del sector público nacional para este colectivo, la institución de un sistema de becas de capacitación con el objetivo de ser empleadxs efectivamente al concluir la formación, y la creación de un programa de sensibilización sobre discriminación por identidad y/o expresión de género destinado a la administración pública y las empresas privadas.

Buenos Aires fue pionera en términos de cupo laboral trans. El 17 de septiembre de 2015 la legislatura bonaerense convirtió en ley 14.783 el proyecto impulsado por la referente Amancay Diana Sacayán. Sin embargo no está reglamentada. No se aplica. Diana Sacayán fue asesinada un mes después de la sanción. El proyecto formal había sido presentado por la diputada Karina Nazábal, del Frente para la Victoria.

A nivel federal existen distintas iniciativas provinciales y locales para impulsar legislaciones similares que reviertan la inequidad e incluyan al colectivo travesti-trans en el mundo laboral. En el Congreso nacional ingresó en agosto otra iniciativa similar presentada por la diputada de Unidad Ciudadana, Mónica Macha.